Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad

Políticas de movilidad, clave para contener pandemia

Un modelo sustentable llevaría al país a disminuir el índice de contagios, congestionamiento vial y contaminación ambiental.
mié 27 mayo 2020 05:00 AM
Movilidad
-

En las últimas semanas expertos a nivel internacional se han reunido vía internet para discutir cómo debería replantearse la movilidad cuando se reactiven las actividades. Existe consenso en torno a impulsar la movilidad sustentable para mantener la sana distancia y generar mayor resiliencia en las ciudades en materia de infraestructura, además de cuidado ambiental.

El concepto de movilidad sustentable incluye a la movilidad activa (bicicleta, monopatín, caminata) y el transporte público desde una perspectiva capaz de contener los contagios, a través de más unidades, más carriles confinados y la introducción de plataformas digitales, explica Laura Ballesteros, senadora suplente por el Frente por México y exsubsecretaria de Planeación en la Secretaría de Movilidad de la Ciudad de México.

Publicidad

El uso de aplicaciones, acota, no solo debería estar enfocado en el pago del “ticket”, sino en la posibilidad de hacer reservaciones de lugar y administrar la capacidad de los vehículos, algo que previo a la pandemia se veía lejano.

“El mayor riesgo en las ciudades es que haya un regreso definitivo al uso exacerbado del automóvil, lo cual no sería una buena noticia, ya que implicaría que aumenten la congestión, la mala calidad del aire y muertes de tránsito, por ejemplo. Es momento de crear las políticas públicas para no llegar ahí”, advierte Ballesteros.

Por su parte, Javier Hidalgo Ponce, diputado federal de Morena, expone que el uso masivo del automóvil particular es insostenible, ya que ocupa mucho lugar y transporta poca gente.

“Es importante pasar a un modelo de movilidad en donde pueda utilizarse tanto transporte público —con la debida protección y sana distancia— como medios de movilidad activa”, enfatiza Hidalgo, quien encabezó la propuesta de reforma constitucional para que la movilidad sea considerada un derecho fundamental,

En este sentido, Hidalgo Ponce hace un llamado a realizar una reconversión de infraestructura del modelo basado en el auto a una “movilidad diversa”.

Mayor inversión

La emergencia es de tal magnitud que la Cepal sugiere los gobiernos destinen 30% del presupuesto a salud, y de ahí haya una partida especial para infraestructura de transporte público, ya que, consideran los especialistasentrevistados, será el punto clave en la contención de la pandemia.

Para Ballesteros, invertir en infraestructura para eltransporte público significa reducir las brechas de desigualdad, ya que éste es el modo que utiliza la mayoría de la población. Esto requerirá un esfuerzo presupuestal mayor por parte del gobierno, ya que el sector está en crisis ante la disminución alrededor de 80% de su ingreso en los últimos dos meses.

Desde la perspectiva de Fernando Páez, director de operaciones del World Resources Institute (WRI) México,Covid-19 ha puesto en evidencia la falta de estructura e infraestructura.

El sector transportista está en una crisis derivada de la disminución en la demanda. WRI realizó un análisis el cual arrojó que a finales de abril, a nivel nacional, las pérdidas económicas eran equivalentes a 9,800 mdp. Desde el punto de vista empresarial, está en riesgo el ingreso de aproximadamente 170,000 operadores a nivel nacional.

Falta cambiar paradigmas

Una de las transformaciones necesarias consiste en reconocer la esencialidad del transporte público para la reactivación económica, incluso dentro de la pandemia como apoyo a las personas que deben atender actividades esenciales, apunta Paez.

En el marco del semáforo de regreso a actividades, y dado los resultados positivos en el home office, este especialista sugiere que se debe analice qué modos adopta la población para trasladarse y cómo se comporta la demanda, y en función de eso gestionar la oferta con mecanismos distintos de funcionamiento, el sujeto en el centro de la solución y la ayuda de tecnologías.

Asimismo, refiere la urgencia de una coordinación intersectorial y con los distintos niveles de gobierno entre salud, comunicaciones y transportes, finanzas y economía. “Cada uno está tomando medidas con perspectiva de inmediatez, no con miras a generar una protocolización más amplia. El gobierno federal está tomando decisiones sin considerar las realidades locales de todas las entidades.”

Otro cambio necesario en todas las localidades del país, opina Ballesteros, es sustituir al microbús,” algo que pedimos desde hace más de una década”. La manera más efectiva es a través de líneas de metrobús. Lo que puede hacerse es incorporar un carril adicional que realiza solo tres paradas a lo largo de todo el recorrido.

Publicidad
Newsletter
Recibe en tu email nuestro contenido.

Publicidad
Publicidad
Publicidad